×

Identificación de usuario

Campo obligatorio
Campo obligatorio
¿Aún no tienes tu cuenta? Date de Alta

Información Camboya

SUPERFICIE:  181035.0 Km2


VUELOS: 22h de vuelo Madrid - Phnom Penh con dos escalas.


DIFERENCIA HORARIA. + 6 horas en invierno/ + 5 horas en verano


POBLACIÓN: 13.000.000 Habitantes


Aeropuertos
El aeropuerto de Pochentong, en reformas, se encuentra a una docena de kilómetros del centro de Phnom Penh. En la capital no se circula a mucha velocidad debido a la "folclórica" conducción de la mayoría de los coches y a la densidad de la circulación, hay muchos vehículos de dos ruedas. Se tarda de media hora a tres cuartos de hora en hacer el recorrido. No hay autobuses que conecten con el aeropuerto. En taxi, te puede costar entre dos dólares, si negocias bien, y cinco dólares. 

Seguridad
El tema de la seguridad es algo que ha perjudicado a la imagen de Camboya y a su atractivo turístico. La situación ha mejorado bastante desde la "reapertura" del país, a principios de los años 90. Las grandes avenidas de Phnom Penh están en gran parte iluminadas, el ejército y la policía controlan más estrechamente la posesión de armas y en la actualidad se puede considerar que la capital es un lugar seguro. Ten cuidado: con las motos-dobles (moto-taxis) por la noche y no te pasees por la noche por los barrios alejados del centro. Tampoco es aconsejable y no parece segura la región del noroeste del país que limita con Tailandia y que está bajo el control de los antiguos jemeres rojos. Hoy en día puedes moverte sin ningún problema por el resto del país. Hay un verdadero problema con las minas antipersonales ya que muchos de estos artefactos infectan todavía los campos camboyanos. No te alejes de las carreteras o de los caminos de los alrededores de los pueblos aunque los habitantes digan que son seguros. Toda la zona de Angkor está completamente desminada. Algunas regiones como las provincias del Este (Rattanakiri) nunca han estado minadas por lo que no hay ningún tipo de problema. Te aconsejamos que no vayas en tren: suelen ser asaltados por saqueadores.

Además: unas lluvias torrenciales y prematuras entre julio y diciembre en la cuenca del Mekong, provocaron en Camboya unas inundaciones largas y de gran envergadura. En la actualidad, la decrecida ya ha casi finalizado pero numerosas infraestructuras tales como calles, puentes y diques se han visto afectadas.

Las zonas turísticas tradicionales, Siem Reap, Angkor, Phnom Penh, Oudong y Sihanoukville, no han sufrido ningún tipo de daño. Las carreteras que rodean el lago Tonle Sap son bastante complicadas. Se desaconseja encarecidamente navegar por las vías fluviales.

Idioma
Principalmente el jemer pero también el chino, el vietnamita, el inglés y el francés.

Visados

Se necesita un visado para entrar en Camboya. Se puede obtener en el aeropuerto al llegar al país (recuerda llevar dos fotos tamaño carné). Un visado turístico para 30 días cuesta 30$. El pasaporte debe ser válido durante seis meses al menos. 


Religión
El budismo theravada o Pequeño Vehículo es la religión, con diferencia, que más se practica en Camboya. También hay cristianos, herencia de la época del protectorado francés, y musulmanes, los chams llegados de Vietnam. En las regiones rurales, algunas minorías étnicas continúan con las prácticas animistas. El hinduismo, la religión dominante en la época angkoriana, ha desaparecido.

Moneda
Aunque la moneda oficial camboyana es el riel (KHR), desde hace muchos años, a causa de la omnipresencia del dólar estadounidense, la economía del país ha expandido el uso del dólar, que cohabita cotidianamente con la moneda nacional. En general, el riel se utiliza para los pequeños gastos (por ejemplo: cigarrillos, periódicos, viajes en mototaxi, frutas o bebidas compradas en la parada de un mercado, etc.). En cambio, se utilizan dólares para abonar las cuentas de los restaurantes, los hoteles y los medios de transporte, por lo que esta destinación se convierte en menos ventajosa de lo que se pueda imaginar en un principio. Sin embargo, en las provincias más periféricas o en pleno territorio rural aislado, el uso del riel vuelve a cobrar importancia, aunque el dólar continúa siendo aceptado. En Camboya no existe ningún cajero automático expendedor de billetes y el uso de las tarjetas de crédito se mantiene en la marginalidad, a excepción de los grandes hoteles o de determinados restaurantes regentados por occidentales. Los cheques de viaje se aceptan sin problemas en los bancos, que normalmente abren de lunes a viernes de 08:00 a 16:00 h (algunas veces se avanza la hora de cierre a las 14:00 h, consulte el horario de mediodía de los viernes). En Phnom Penh, la capital, encontrará muchas taquillas Visa expendedoras de dinero "al contado" (es posible retirar divisas en efectivo previa presentación de la tarjeta de crédito).

Circular por la zona
Las aerolíneas nacionales camboyanas son casi siempre ATR (Aviones de Transporte Regional) con pilotos formados en Toulouse, Francia. Son un medio rápido y eficaz para llegar hasta las provincias más alejadas y mal comunicadas por una red de carreteras todavía en mal estado. Hay una excepción, la excelente carretera nacional que comunica Phnom Penh con Sihanoukville (ex-Kompong Som) en el sur a orillas del mar, recientemente restaurada. Desde Phnom Penh se llega a la ciudad de Siem Reap que está comunica a su vez con los templos de Angkor. Tú eliges si coges el barco que va por el río Tonle Sap y que atraviesa el inmenso lago del mismo nombre. Son seis horas pero los barcos son pintorescos y el recorrido magnífico. Para las distancias cortas en la ciudad, coge los populares moto-taxi que están por todas partes. Tienes que negociar el precio de la carrera antes de montarte, alrededor de 1.000 rieles para un trayecto medio. No cojas el tren, todavía no es muy seguro. No circules en coche pues los niños, numerosos en las ciudades y pueblos, corren por todas partes. En caso de accidente, un conductor camboyano puede arreglárselas mejor que un conductor occidental.

Salud
No hay ninguna vacuna obligatoria para entrar en Camboya. Aún así, se recomienda estar vacunado contra el tétanos, el tifus y la hepatitis A y B. El parásito de la malaria presente en Camboya se ha hecho resistente a los tratamientos clásicos (cloroquina), por lo que se debe tomar un tratamiento antipalúdico más fuerte como, por ejemplo, el Lariam. En Asia no existe la fiebre amarilla. En caso de tener relaciones sexuales (la prostitución es una industria muy activa en Phnom Penh) es muy importante protegerse con preservativos ya que Camboya es uno de los países asiáticos con mayor número de casos de SIDA. No se debe beber agua del grifo (en todas partes podrás comprar agua embotellada y precintada, o agua esterilizada). En principio no hay problemas con los alimentos. En caso de duda, por ejemplo en los pequeños puestos que se montan en la acera, no tomes alimentos crudos, escoge sopas, tallarines o alimentos cocinados.

Clima
La mejor época para visitar Camboya es de noviembre a febrero. Hay dos épocas de monzones en Camboya, lo que reduce mucho las posibilidades de viaje. Entre noviembre y febrero, el viento que viene del nordeste es seco, fresco y lleva pocas lluvias. Al contrario, entre mayo y octubre, el país recibe el 80% de las precipitaciones anuales a causa del monzón que viene del sureste.

Las temperaturas diarias máximas se sitúan entre los 20°C en enero y los 40°C en abril. 15°C, es la temperatura mínima diaria.

Noten bien que la temporada turística alta es de noviembre a marzo y la temporada baja de abril a septiembre.

Gastronomía y cocina
La cocina camboyana es muy similar a la de sus vecinos, Tailandia, Laos y en menor grado Vietnam. Existen sin embargo algunos platos locales. En general, se dice que la cocina camboyana es similar a la de Tailandia pero menos picante.

Tradicionalmente, una comida camboyana incluye casi siempre una sopa, o “samla”, acompañada de otros platos. La “Samla machou banle” es una sopa de pescado con un sabor ácido. Entre otras sopas existen la “samla chapek” (sopa de cerdo con sabor de jengibre), la “samla machou bangkang” (sopa de gambas) y la “samla ktis” (sopa de pescado con coco y piña).

Las ensaladas camboyanas, muy populares y deliciosas, son muy diferentes de las ensaladas frías occidentales. La “phlea sach ko” es una ensalada con carne de vaca y verduras, con sabor de cilantro, hojas de mentas y toronjil. Son las hierbas más utilizadas en los manjares camboyanos. Como en otros países budistas, se encuentra comida vegetariana muy fácilmente. La mayoría de los restaurantes tienen una página especial con platos vegetarianos en el menú.

Ropa
Recomendamos a los viajeros que traigan ropa de cotón ligera. Las camisetas con mangas largas y los pantalones son cómodos por varias razones:

1. Protegen contra las picaduras de mosquitos,
2. Protegen del frío durante las noches de noviembre a febrero,
3. Son necesarios para visitar templos y pueblos rurales donde hay que cubrirse las espaldas y hasta abajo de las rodillas.


La población jemer es tolerante y no subrayará el comportamiento inapropiado de los visitantes extranjeros. Sin embargo, les pedimos que se vistan y actúen con el mayor respeto cuando visitan los wats (pagodas) u otros sitios religiosos (incluyendo los Templos de Angkor). Es lo más importante debido al papel significativo del budismo en la vida de muchos camboyanos, especialmente después del holocausto de los Jemeres Rojos. La decencia es de rigor en las pagodas. A diferencia de Tailandia, una mujer puede aceptar algo por parte de un monje pero sin tocarle.
Otros consejos:

- Ne lleven pantalones cortos o camisetas de tirantes
- Quiten el sombrero cuando entran en el sitio de un wat
- Quiten los zapatos antes de entrar en un vihara (santuario)
- Si se sientan frente al dais (la plataforma en la que están los budas) es mejor sentarse con los pies de lado y no en la posición del loto
- Nunca señalen con el dedo o la planta del pie a alguien o una representación del buda.


Electricidad
220 V. En principio los enchufes son iguales que en España, aunque como precaución conviene llevar un adaptador.

Volumen de afluencia turística
1.055.202 turistas visitaron Camboya en 2004.

Impuestos y propinas
La propina no es una norma obligatoria, aunque siempre viene bien.

Teléfono
Para llamar a Camboya desde España, marca el indicativo internacional (00) seguido del prefijo del país de Camboya (855), seguido del prefijo de la ciudad o provincia (Phnom Penh: 23), seguido del número del destinatario. Si llamas a un móvil, el número empieza por 0 pero no hay que marcarlo. Para llamar de Camboya a España: 00 + 34 seguido del n° del destinatario.

Puntos de información
Embajada y consulado de Camboya en España
Paseo de Sant Gervasi 3 y 4 Barcelona
Tel.: (00 34) 93 247 42 67

Camboya Mapa

01camboya Monjes 300x250

02 Camboya

03 Camboya